viernes, 19 de abril de 2013

Dos universos: nativos e inmigrantes


Dos universos: nativos e inmigrantes

por CAMILA GONZALEZ en 19-04-2013 Este artículo tiene 73 vistas
camilaglezb
Por Camila González
camigonfo@gmail.com
Twitter:@GFCam
Por la neurobiología sabemos que el cerebro es como plástico, es decir, flexible… La psicología social estudia todos los estímulos de la cultura y la sociedad que influyen en cada parte de lo que somos. Esto nos lleva, sin duda, a entender que hoy el mundo está habitado por dos tipos de seres humanos, diametralmente distintos en su estructura mental y social. Sí, uno es nativo digital o inmigrante digital. No hay de otra.

O naciste después de mediados de la década de 1990, y tienes un bagaje sociocultural y cognitivo marcado en esencia por Internet, o eres de los otros, de los que tuvimos que entrar –a fuerza y sin mucha opción- a la era de la conexión, las teclas, las contraseñas, los chats, los blogs, las redes, etc.
En ese sentido somos dos tipos de seres humanos. Mientras que los nativos buscan todo el tiempo información, de forma ágil y en múltiples fuentes (infinitas, diría yo), los inmigrantes tienden a buscar un suministro lento y controlado de información, y limitado de fuentes. Los nativos hacen varias tareas a la vez y los inmigrantes tienden a hacer una cosa a la vez y a seguir el clásico proceso de ir paso a paso.
Los nativos prefieren imágenes y gráficos antes que texto, y los inmigrantes procesan antes el texto que las fotos, el sonido y los videos. Algo bien interesante es que los nativos se inclinan por los accesos al azar, desde el hipertexto, pero los inmigrantes optan por acceder a la información de forma lineal, lógica y secuencial.
Otra cosa fantástica, a mi modo de ver, es que los nativos tienden a hacer más conciencia de sus procesos cuando reciben satisfacción o recompensa inmediata, mientras que los inmigrantes digitales funcionan mejor con las recompensas en diferido. Otros plazos de espera…
Un punto fascinante en esta comparación, y que hace una diferencia muy estructural en la posición frente a la existencia, es que mientras que los inmigrantes tienden a guardar en secreto la información y a sentirse dueños de ella, y hasta ser recelosos con ella, los nativos se inclinan por considerarla un bien común y la comparten con todo desapego y naturalidad.
Si hablamos de tomar decisiones, los inmigrantes lo hacen dentro de un proceso reflexivo que tiende a la lentitud, y los nativos optan más por decidir con rapidez, quizás de un modo más superficial. En términos de juegos electrónicos, por ejemplo, los nativos quieren propuestas complejas en sus reglas y en las que participen varios jugadores, y los que llegaron tarde en la vida a la era digital insisten en los procesos lineales.
Y en el día a día, eso de ser multitask –de forma completamente natural- constituye una diferencia esencial entre estos dos sujetos. Muchos estudios han dicho que la diversidad de experiencias simultáneas deriva en diferentes estructuras cerebrales, así es que, no cabe duda, somos bien distintos los que estábamos acá cuando apareció el universo de la múltiple conexión y los que nacieron con los celulares en la mano.
 3 6  0  0  5 Mnme1

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada